Image Map

Contar con sistemas alimentarios en buen estado ayudará a acabar con el hambre, pero es necesaria una mayor cooperación. El Director General de la FAO, José Graziano da Silva, se ha sumado al llamamiento para que se renueve el compromiso mundial de “tolerancia cero” frente a la pérdida y el desperdicio de alimentos. La petición se realizó en un evento de alto nivel en el 72º período de sesiones de la Asamblea General de la ONU, centrado en abordar las pérdidas y el desperdicio alimentarios como vía para alcanzar el Objetivo de Desarrollo Sostenible 2: acabar con el hambre. “La tolerancia cero con la pérdida y el desperdicio de alimentos es rentable a nivel económico. Se ha demostrado que cada dólar EEUU que las empress inverten para frenar las pérdidas y el desperdicio alimentarios, se ahorran 14 dólares en costes operativos”, aseguró Graziano da Silva a los asistentes al evento. “Invertir en medidas para prevenir la pérdida y el desperdicio de alimentos –añadió- significa también invertir en políticas favorables a los pobres, ya que promueve sistemas alimentarios sostenibles para un mundo sin hambre”.